Los 40 años de la inscripción de los dos primeros bienes inscritos en la Lista del Patrimonio Mundial en 1978, la Cuidad de Quito y las Islas Galápagos, ambos ubicados en el territorio ecuatoriano, se celebrarán el día 3 de diciembre de 2018 en la Sede de la UNESCO.

El evento conmemorativo, el cual incluye una conferencia y una exposición fotográfica, contará con la participación de varios dignatarios del Ecuador, autoridades responsables para la gestión de los dos bienes, expertos de los Organismos Consultivos de la Convención del Patrimonio Mundial (ICOMOS y UICN), y la Directora del Centro del Patrimonio Mundial. El evento es una iniciativa organizada conjuntamente por la Delegación Permanente de Ecuador ante la UNESCO y la Embajada de Ecuador en Francia, en cooperación con el Centro del Patrimonio Mundial.

Junta con los 10 otros bienes inscritos en la Lista del Patrimonio Mundial en 1978, la inscripción de estos dos bienes en Ecuador contribuyó a preparar el camino para los más de 1000 bienes que recibieron subsecuentemente esta prestigiosa designación. De la misma manera, estos bienes también fueron los primeros inscritos en la región de América Latina y el Caribe, siendo ejemplos pioneros de la conservación ejemplar del patrimonio cultural y natural.

Las Islas Galápagos posee la distinción de ser el primer bien natural declarado Patrimonio Mundial, mientras la Cuidad de Quito junto con el Centro Histórico de Kraków en Polonia fue el primer centro histórico inscrito en la Lista.

La Cuidad de Quito fue inscrita en la Lista del Patrimonio Mundial bajo los criterios (ii) y (iv) por representar un importante intercambio de valores sociales entre los españoles y las poblaciones indígenas, lo cual resultó en el desarrollo de un conjunto arquitectónico y monumental único. Fundada en el siglo XVI sobre las ruinas de una ciudad Inca y a una altura de 2,850 m, la ciudad fue considerada por la comunidad del Patrimonio al momento de su inscripción como el centro histórico mejor preservado y menos alterado en América Latina.

Las Islas Galápagos fueron inscritas en la Lista del Patrimonio Mundial bajo criterios (vii), (viii), (ix) y (x), mostrando un espectacular y único sitio natural caracterizado por un extraordinario valor en vida silvestre y expresión excepcional de los periodos de la historia del planeta que no se encuentra en ningún otro lugar del mundo. Asimismo, el bien contiene ejemplos excepcionales de procesos ecológicos y biológicos de la evolución de ecosistemas y hábitats para la conservación in-situ de la diversidad biológica. Desde la publicación de “El Viaje del Beagle” por Charles Darwin en 1839, el origen de la flora y la fauna de Galápagos ha sido de gran interés académico e importancia para la conservación.

El evento del 40e aniversario tendrá lugar en la Sala IV de la Sede de la UNESCO a las 17:00, sobre invitación.